Miércoles, 24 Marzo 2021 14:32

Análisis conjunto para aprender de la pandemia

Encuentro Europeo

Con el tema de La sociedad fragilizada como eje, la Institución Teresiana en Portugal coordinó el 20 de marzo un encuentro europeo en el que participaron telemáticamente un centenar de miembros IT, MIT y amistades de nueve países del continente.

La sociedad fragilizada es el título de la publicación del Consejo de Cultura de la IT que aporta elementos de reflexión y análisis a la situación que vive la humanidad a consecuencia de la COVID-19. En este encuentro a distancia, las autoras presentaron un resumen de sus aportaciones y también fue posible dialogar, debatir en grupo y compartir algunas conclusiones.ponentes1

Al comenzar la jornada, tras la bienvenida desde Portugal, un breve tiempo de oración preparado por Bélgica, ayudó a situar la sesión en la óptica de las necesidades, los gritos, de la humanidad hoy y la respuesta creyente, desde el Dios de Jesús, compasivo y misericordioso.

Un video mostrando bellas imágenes de Portugal de norte a sur suplió la imposible visita cultural en estos momentos.

libro edicion fragilLa directora del Consejo de Cultura, Manuela Aguilera, tomó la palabra en primer lugar para hacer una introducción general señalando el sentido de esta obra conjunta de la Comisión Ejecutiva del Consejo, personas de distintos países y profesiones; y dos colaboradoras: Pilar Gallego y Consuelo Vélez.

Siguiendo el orden de articulado del libro, la primera en intervenir a continuación, desde Argentina, fue Isabel Pincemin, que destacó los niveles de incertidumbre y los sesgos cognitivos desde los que se han podido abordar las situaciones en este tiempo de pandemia.

Con el título “La sociedad ante el espejo”, Manuela Aguilera recorrió después los diversos temas que ha abordado en varios capítulos de este trabajo y que abarcan la globalización; el cuestionamiento a las democracias; el aumento de bulos y de la desinformación; los problemas de los colectivos más vulnerables incluyendo los jóvenes, las mujeres, las personas migrantes… Citó la parábola del buen samaritano y la secuencia verbal que presenta el relato, como una guía para la acción y para combatir, como creyentes, los efectos de esta pandemia en el momento de impotencia que experimenta la humanidad. Con palabras de Madeleine Delbrêl, recordó que “este mundo donde Dios nos ha puesto, es para nosotros el lugar de nuestra santidad”.

Desde Chile, Queti Zúñiga hizo un breve repaso a la crisis del modelo neoliberal y planteó posibles caminos para construir una sociedad donde el bien común esté en el centro. Aludió al reciente sínodo para la Amazonia y a las pequeñas conquistas que abren caminos de esperanza desde ahí.

Daniela Corinaldesi, desde Italia, presentó los dos bloques principales de su estudio: La resiliencia transformadora y la ecología integral. La resiliencia como actitud y como valor tiene una honda raíz creyente al igual que los enfoques de la ecología integral. Aportan luces que han quedado bien reflejadas en las dos encíclicas recientes del Papa Francisco: Laudato Si’ y Fratelli Tutti.

Ana Mª Velázquez Zambrano puso el énfasis en la importancia del cuidado medioambiental desde una perspectiva que ponga la mirada en las desigualdades entre personas, pueblos y continentes, porque si la pandemia nos ha mostrado a todos y todas, que vivimos la misma tormenta, es verdad que no todos afrontan el temporal desde un mismo barco, desde la igualdad de recursos.

ponentes 2Lurdes Figueiral presentó la incidencia de la pandemia en la educación. Aspectos preocupantes, como el incremento de las desigualdades, se mezclan con el redescubrimiento del valor social y cultural de la escuela.

En esta misma línea, respondiendo a una pregunta en el espacio que hubo a continuación, Pilar Gallego señaló entre otras cosas que hay que abordar las finalidades educativas desde el sentido, no desde las herramientas, como parece ser la tentación ante la extensión de la enseñanza a distancia.

Por la tarde, a través de salas por idiomas se tuvo un tiempo de diálogo en grupos más pequeños que presentaron al conjunto sus reflexiones. También las personas conectadas pudieron continuar el diálogo con las autoras.

El esfuerzo de traducción simultánea que se realizó durante la jornada fue muy aplaudido y agradecido.

Desde Francia, Toña Somoano, directora del sector E7, organizador, y Fátima Ferreira, representante del grupo ACIT de Portugal, despidieron la sesión tras unos momentos de acción de gracias bellamente preparados por Portugal.

Este encuentro se convocó siguiendo la pauta de los encuentros anuales que desde hace años se han organizado entre miembros y amistades de Alemania, Bélgica, Francia, Irlanda, Inglaterra, Luxemburgo y Portugal, y que cada vez coordina un país. El encuentro se ha abierto este año a Italia y España.

Info IT.

Gif LOGO

     PACTO GLOBAL
POR LA EDUCACIÓN

DEPARTAMENTO DE INFORMACIÓN

C/ Príncipe de Vergara, 88. 28006 Madrid, ESPAÑA

 

 

Top